Frases de Periodismo

"
El periodismo mantiene a los ciudadanos avisados, a las amantes advertidas y al Gobierno inquieto" Frase de Francisco Umbral

Escucha Ñn Radio On Line

martes, 11 de diciembre de 2018

La Universidad "id est"

Por Pedro Espinoza
Es cierto que en nuestra sociedad paraguaya estamos vacunados contra el asombro.  Pero cada vez que observamos disparates del tamaño de la Cordillera de los Andes, no tenemos otra opción que reducir los debates entre académicos ¿!? (si lo hubiere) al nivel de aldeano. Por ejemplo; la campaña promovida en círculos universitarios  contra el acuerdo migratorio de Marruecos, con  repugnante racismo, calumnia y falsedad. Históricamente, todos fuimos migrantes alguna vez..., desde nuestros proto abuelos y abuelas guaraníes que llegaron del Orinoco bordeando el Atlántico y la Amazonía; luego los ibéricos de Cataluña y Andalucía hijos de moros y cristianas. Y de la campaña (interior del país) o la capital, hemos venido a Ciudad del Este.
Los miopes sociales  y mentales se santiguan ante cualquier "cuco" para calmar dolencias reales, mientras otros, simplemente, se avivan y se cuadran.
En nuestra universidad, la displicencia con la lectura es lacerante, la ignorancia escaló a nivel "masteril"  en par con la desvergüenza.
Fraudes administrativos y maniobras tramposas son monedas corrientes a la hora de repartija de cargos y cátedras a la medida del concursante por lo general miembro de algún  Clan amigo, y lo mismo ocurre para las licitaciones.
Al decir del prestigioso antropólogo Marvin Harris;  todo es práctica de una sociedad organizada en bandas y aldeas, no adaptadas a formas de vidas de Estado y jefaturas. Es decir que; las leyes, las instituciones y las autoridades deben indefectiblemente someterse a grupos fuertes y horda que imponen sus propias "normas" en provecho particular.
Los "arreglos" judiciales o extrajudiciales a cambio de "divisas" por impunidad, a la hora de rendir cuentas de los recursos públicos mal administrados.  Es el hediondo retrete por donde pasa la plata del pueblo. Sin embargo, nadie,aparentemente, ve.
En contrapartida, y puntualmente, en la Facultad de Filosofía de la UNE, pululan séquito de docentes sumisos, conformistas y mediocres; que confunden "Mezquitas con Sinagogas", funcionarios holgazanes y "confesionales grupos de estudiantes" con nula visión critica; de corte "fascistoide" eso si, completan el espectro de intolerancia, perversidad y total antítesis de una Universidad. Los principios y objetivos de la Academia y la Ciencia; asi como de una educación inclusiva y culturalmente diversa, están en los papeles y no en las practicas académicas.
En resumen, un micro Estado democrático con derechos y deberes. La consagrada libertad y valores humanistas. Pero tales postulados, solo en los anaqueles.
La crisis es de identidad democrática básica (burguesa incluso), la ignorancia arraigada al punto del surgimiento de  grupos cavernarios de ultratumba "seudocristianos", que ante cualquier atisbo de opinión divergente ya ven; herejes, comunistas o marxistas (contra la vida y natura)  a quienes hay que buscarles con tea ardiente, rociarlos con agua bendita y a la hoguera!. La razón esta herida!!!. 
El punto serio; es oportuno recordar que así surgieron grupos radicales terroristas,  bajo la consigna fascista de Benito Mussolini de: "Dios, Patria y Familia" en varios lugares del mundo.
Hoy con el advenimiento de Bolsonaro en Brasil, el VOX en España, y el siempre presente Poder real, entidades como el Stronismo en Paraguay, requieren un profundo debate y estudio político.
Los académicos, la militancia de Izquierda, los revolucionarios marxistas, y cualquier demócrata,  tienen mucha responsabilidad a la hora de vislumbrar los errores cometidos tanto en la formación política de la gente como de los gobiernos "progresistas".  La  causa real de la violenta contraofensiva derechista, del racismo xenófobo en nombre de la civilización y la  religión, avaladas inclusive con voto popular, es culpa de la academia corrupta, que se mueve por prebendas políticas.
La crisis civilizadora del modo de vida actual, el desplome de la vida capitalista con inseguridad permanente, el hambre, las prolongadas hostilidades armadas y muertes en varios países; la destrucción real del planeta por el modo de producción y consumo traen, evidentemente, severas confusiones en lo político, económico e  ideológico, con degradación humana a pesar de los avance científicos.
La pregunta obligada y que queda flotando en el limbo del debate es...,
¿Que nos esta pasando?

viernes, 23 de noviembre de 2018

SEGURIDAD INDUSTRIAL, SALUD OCUPACIONAL


Por Salvatorer Brienza
La prevención es una necesidad para resguardar la vida e integridad de las personas y bienes dentro de cualquier organización. En nuestro país, normalmente, no tenemos la costumbre de prevenir, o mejor dicho, prever los riesgos e incluso, el cumplimiento de nuestras obligaciones antes de que sucedan.
Un hecho, quizás anecdótico, jocoso quizás, pero no por ello menos importante es que mucha gente, se aglomera el ultimo día de pago de las habilitaciones de vehículos o para el pago del servicio de perforación de patentes. Todo se deja para último momento.
Esa cultura nos lleva a los fracasos organizacionales que implican siempre la capacidad de “prever los peligros y posibles causas de incidentes o accidentes” y por ello, no poner en riesgos “vidas y bienes materiales”.
La expresión “aquí nomas me voy a ir” que utiliza una persona que va a conducir una moto y que se niega a ponerse un casco, es una de las excusas más corrientes.
¿Para que hago esta introducción?

En diciembre del año 2017, se promulgo la Ley 5804/17, que establece el Sistema Nacional de Prevención de Riesgos Laborales, cuyo objetivo es reglamentar lo que ya está establecido en el Código del Trabajo. El ámbito de aplicación de esta Ley son las instituciones, entidades y reparticiones públicas a nivelo nacional, departamental y municipal.
Este mismo hecho, genera expectativa con relación a la aplicación de la Ley, teniendo en cuenta los últimos accidentes ocurridos en distintas zonas del pais.[1] [2] [3]
Es importante destacar que  las empresas y en especial, los empresarios, no tienen esa visión de “prever los incidentes, para evitar tragedias”, porque en muchos casos consideran que “son gastos innecesarios” o “asi siempre lo hicimos” por lo que PREVENIR es algo que no existe en el diccionario patronal.
Paradójicamente, la  alta presencia de constructoras extranjeras en nuestro país, obliga a las empresas que las contratan a que las medidas de seguridad aumenten en proporción al riesgo que toman las operaciones laborales. Muchas veces, son las extranjeras las que exigen que los obreros sean capacitados y entrenados ante los posibles riesgos en el ámbito laboral.
En este sentido, el  Decreto N° 14.390/92 o Reglamento General Técnico de Seguridad, Higiene y Medicina en el Trabajo es la normativa que dirige, gestiona y reglamenta la “disminución de los riesgos de accidentes y enfermedades profesionales” siendo “de aplicación en todo el territorio de la República” lo que da una perspectiva de mejora en las condiciones laborales de los individuos en todo el territorio nacional.
Para cambiar nuestro país, debemos asumir nuestras deficiencias en temas de Seguridad Industrial y Salud Ocupacional. Si bien, esto no es un tema solo de “creación leyes y aplicación de las mismas”, implica un cambio cultural importante, para gestionar esta realidad. El hacer todo “peichante” (Así nomás), o creer que “nunca nos pasará” es la forma mas segura de “incitar a que cuando suceda algún incidente”, este tenga consecuencias lamentables para los individuos. Como sociedad, debemos promover un cambio importante, dentro de la cultura de riesgos, y pensar en que “si sucede”, ¿QUE DEBO HACER? Es la clave para estar prevenidos y no lamentar la pérdida de vidas o bienes.

lunes, 12 de noviembre de 2018

ESTAMOS PERDIENDO LA BATALLA


Por Salvatore Brienza

Algunos apuntes para reflexionar la realidad.
1- Los parlamentarios se abroquelan en sus curules para sostener sus cargos y seguir viviendo a costillas del estado y metiendo familiares y amigos en funciones que sólo sirven para beneficio propio.
2- Los policías y militares, intentan dar la imagen de combatir el crimen organizado, pero cada dia hay más pruebas de que ambas instituciones están siendo “controladas” por las mafias del narcotráfico, tráfico de armas y otros.
3- El Poder Judicial y el Ministerio Publico, están subyugados por el poder político que los controla desde el Jurado de Enjuiciamiento de Magistrado y el Consejo de Magistratura y a su vez, por las organizaciones criminales.
4- Las organizaciones sociales, benéficas e incluso religiosas, están “intentando sostenerse” pero al final sucumben ante la caridad de muchos “delincuentes” que apuestan fuerte con “dinero sucio” para calmar sus almas.
5- Colonos brasiguayos, muchos de ellos paraguayos, atropellan a otros ciudadanos paraguayos, en algunos casos, sin mediar orden judicial o con el apoyo de los organismos de seguridad. Nadie hace nada.
En definitiva, estamos perdiendo la batalla. La ciudadanía de a pie, aquella que intenta comer una vez al día y los que procuran un solo puesto de trabajo de manera honesta, no encuentran salida para sus problemas, y miran desesperanzados el futuro.
Por otro lado, los delincuentes presos “hacen conferencias de prensas” para negar o afirmar su pertenencia a las organizaciones criminales y todo el público que “lee, ve u oye” en los medios de comunicación las declaraciones de estos “Jefes Mafiosos”, se regodea pensando que estamos viviendo en un gran “Reality Show” donde los directores están en las cárceles, en el parlamento o en el extranjero.
La realidad es que estamos siendo “traspasados” por las Mafias. Los mafiosos tomaron los templos, las escuelas, la policía, el ejército y todas las instituciones sociales, incluso las de beneficencia, caridad, política, etc. En la sociedad está prevaleciendo “la Ley del más fuerte”. 
Esto es una amenaza a la democracia, a la seguridad humana. Este es el mejor escenario para los “Mesiánicos”.
O miramos más allá de nuestras pantallas de celulares o terminaremos viendo “cuerpos colgados de puentes, o personas desmembradas repartidas por las ciudades del país”.
Al final, la culpa es nuestra…, nosotros decidimos quienes nos gobernarán.

miércoles, 7 de noviembre de 2018

DOMY, UNA VIDA CONTRA LA TIRANIA DEL CLAN


Por Elva Espinoza

“Hay mujeres que luchan un día y son buenas. Hay otras que luchan un año y son mejores. Hay quienes luchan muchos años, y son muy buenas. Pero hay las que luchan toda la vida, esas son las imprescindibles”. (1)

Esa mujer especial e irreemplazable es Dominga Cáceres más conocida como “Domy”, fallecida el lunes 05 de noviembre del 2018 a los 62 años de edad, luego de una vida entregada para la liberación de Ciudad del Este.  Fue símbolo de resistencia y lucha contra las injusticias cometidas por el feudo familiar de Sandra McLeod (ANR) y Javier Zacarías (ANR) en la comuna esteña donde ella pasó gran parte de su vida como funcionaria, 35 años de antigüedad para ser exactos.
Ella y otros trabajadores iniciaron la lucha sindical en la municipalidad, crearon el Sindicato de Trabajadores Municipales de Ciudad del Este (SITRAMUCDE) en la época del ex intendente Guillermo Campuzano Méndez. Ella buscó la dignificación del trabajo. En agosto de 1994 decidió llevar adelante con coraje una huelga de hambre junto con dos personas más, Jorge Giménez y Nery Rojas de modo a crear conciencia en los trabajadores de la institución municipal sobre los abusos e incumplimientos en derechos laborales como falta de contratos, seguros sociales, bonificación familiar, libertad sindical y reposición de sus compañeros despedidos sin causa justa. 
Tal es así, que tras una larga pendencia contra las autoridades con actuaciones abusivas, lograron el Contrato Colectivo de Condiciones de Trabajo (CCCT), y reivindicaron los derechos de los trabajadores que hoy día son letra muerta en la institución municipal. Luego Dominga también fue echada ya en la era de los Zacarías porque “no estoy arrodillada a ellos”, dijo textualmente en la última entrevista para un medio de prensa durante una manifestación. Inició una demanda laboral hace cinco años. La sentencia salió a su favor, sin embargo, nunca cobró su indemnización tal como otros personales en su misma situación.
La misma también fue agredida en junio del 2016 por el ex secretario de Transporte de la comuna de Ciudad del Este, Manuel Amarilla quién le dio una patada en pleno programa televisivo realizado en los Saltos del Monday con la presencia de Sandra McLeod. “Esta señora me echó con 35 de antigüedad, sin derecho, tengo 60 años y esta señora me echó y a mucha gente echó, y mucha gente ya han muerto sin cobrar su indemnización” había expresado en aquel entonces. Trinidad había querido impedir que estas palabras llegue a McLeod y los televidentes por lo que recurrió a la violencia para que Domy no se acercara al lugar donde se llevaba a cabo el programa, no obstante, las palabras de Dominga quedaron eternizadas en las grabaciones del medio de comunicación, divulgadas hasta hoy.
Todos quienes conocieron a Domy, la recuerdan con cariño, la califican como una mujer alegre, valiente, corajuda, trabajadora, y dedicada a la lucha por los intereses colectivos. Una madre ejemplar que crió a su único hijo (Luis), con mucho sacrificio y amor. Hasta los últimos minutos de su vida siguió firme por la intervención de la comuna esteña, por la imputación de Javier Zacarías y por ende por la liberación de la ciudad de las manos del clan perverso. Penosamente,  partió sin ver caer al clan Zi, pero los que tienen la misma intención, aseguran que en nombre de ella seguirán con más fuerza hasta derrocar y desalojar a la familia de la ciudad. ¡Domy vive en cada uno de quienes luchan y no se rinden contra la tiranía del clan Zacarías!
Con una caravana y fuerte indignación ciudadana ayer 06 de noviembre se despidió a “Domy”, fue llevada a su última morada, en el camposanto San Marcos de Presidente Franco, ella falleció tras un infarto, sus compañeros aseguraron que las emociones fuertes y la rabia acumulada por las injusticias cometidas por el clan y la falta de celeridad para imputar a los Zacarías, y el largo proceso de la intervención de la Comuna incidieron en su muerte.

LA ÚLTIMA FOTO A DOMY

La foto donde se la observa caminando para dar un abrazo a otro de sus compañeros, fue un domingo 22 de octubre por la tarde sobre la avenida Pioneros del Este, durante una multitudinaria movilización donde los recurrentes exigían la imputación de Javier Zacarías Irún, Sandra McLeod, Lucho Zacarías y otros e insistían en la intervención de la comuna de Ciudad del Este, mal administrada por la familia hace 17 años.
Así como se ve en la fotografía tomada por quien escribe, así era ella, llena de amor hacia los demás, extrovertida y perseverante. Participó activamente en las movilizaciones y escraches contra el clan Zacarías, en los pedidos ciudadanos de intervención de la Comuna, y hasta en las manifestaciones en la capital del país. Así se fue, se apagó su vida de pie y no arrodillada ante las injusticias y saqueos cometidos por los gobernantes de turno.
(1): Silvio Rodríguez



¡Domy vive en cada uno de quienes luchan y

no se rinden contra la tiranía del clan Zacarías!