Frases de Periodismo

"
El periodismo mantiene a los ciudadanos avisados, a las amantes advertidas y al Gobierno inquieto" Frase de Francisco Umbral

Escucha Ñn Radio On Line

martes, 6 de diciembre de 2016

OPERACION ENCUBIERTA

“Hay hombres que luchan un día y son buenos. Hay otros que luchan un año y son mejores. Hay quienes luchan muchos años, y son muy buenos. Pero los hay que luchan toda la vida: esos son los imprescindibles.” 

Bertolt Brecht


Por Salvatore Brienza

Han pasado días de aquella mañana en que esta noticia me impactó.
Requisan droga y panfletos del EPP en casa de docente universitario (Diario Vanguardia)
Fue difícil pensar, clarificar la mente, razonar con lógica. El shock fue directo.  Casi un “nocaut”. El contenido de la noticia involucraba a dos personas a quienes conozco.
Ellos son el compañero de Facultad, Colega, Amigo y Camarada de Curso de Maestria en Ciencias Sociales, Pedro Espinoza que además es catedrático universitario, miembro del Partido Comunista y periodista de una radio regional y su esposa Dora Meza, Licenciada en Historia y egresada de la misma Facultad de Filosofía y Universidad Nacional del Este.
Lo que sí me dejó estupefacto es que se haya encontrado “droga” en el allanamiento.

(A partir de aquí, quiero hacer el siguiente raciocinio)

Pedro, trabajando para UNE TV.
SOBRE EL CAMARADA PEDRO ESPINOZA
Pedro Espinoza, es por todos conocido como un luchador estudiantil, gremial, sindical y social.
Y si alguien debe llevar el  apodo de LUCHADOR DE LAS CLASES POPULARES, uno de ellos es Pedro.
Cuando lo conocí allá por el año 2008, militaba fuertemente en el Partido Comunista, y en la Facultad de Filosofía de la Universidad Nacional del Este.
Un hecho conocido era su discurso “ferviente, sin tapujos, ni temor”, con argumentos claros y contundentes, lo que demostraba su convicción y militancia SOCIAL y COMUNISTA.
Sin embargo, y a pesar de nuestras varias discusiones sobre la realidad nacional, nunca cambió su postura ideológica y siempre se jactó de tener la mente abierta para discutir de cualquier tema con todos nosotros. Los que le conocemos, o sea, los ideológicamente distintos compartimos los mismos anhelos y deseos por una  "Educación Inclusiva, Diversa y por sobre todo crítica politica a los estamentos de poder". Este hecho, une hasta hoy, nuestras luchas en la Universidad, en la profesión y en los distintos partidos políticos donde algunos militan activamente y otros, como yo, con menor presencia.
Esto lo hacíamos desde  el Centro de Estudiantes de la Facultad de Filosofía, el Consejo Directivo (donde ambos fuimos Representantes Estudiantiles) y la Universidad e incluso, en las tertulias post clases, para discutir los discursos de los políticos o candidatos de turno de los partidos tradicionales y no tan tradicionales.
En ningún momento, estas discusiones filosófico-políticas, nos llevó a "no dirigirnos la palabra o a dejar de alternar ideas con relación a las propias posturas sociales o politicas".

SOBRE LA COMPAÑERA DORA MEZA
Pedro y Dora - Conferencia de Historiadores
Que Dora Meza, es esposa de Pedro Espinoza es por todos conocido. Que también es hermana de Aldo y Magna Meza, era también conocido, incluso por autoridades de la UNE y la FAFI. Hay un viejo refrán que dice: “No se eligen los hermanos y tampoco los parientes”.

Este último hecho, nunca fue, para los que los conocemos, motivo de presunción, sospecha hacia sus opiniones o motivo para dejar de ser sus amigos o de intercambiar pareceres.
A Dora la conocimos, cuando con sus otras hermanas, llegaron a la Facultad de Filosofía para cursar distintas carreras, entre ellas, si mal no recuerdo, Psicologia o Filosofia e Historia.
En las tertulias en la cantina de la Facultad, estuvieron abiertas a conversar de distintos temas, aunque siempre mantuvieron un perfil bajo por su condición de “hermanas de Magna y Aldo Meza”.
No recuerdo alguna vez haberles preguntado por sus hermanos, pero siempre respeté ese “temor interno” que todos tenemos a que nos pregunten sobre temas familiares y más aún delicados para con su familia.
Cuando Dora, culminó su carrera en Historia, y luego de la ceremonia de egreso, fui invitado por Pedro a comer unas pizzas en un conocido local del Barrio Ciudad Nueva, de Ciudad del Este.
En aquella ocasión, me tocó conocer a los padres de Dora y a sus otras hermanas. Gente muy sencilla y alegre. Las manos callosas, y el porte campechano de Don Meza, hizo que todo fuera divertido, festejando un momento importante para la familia de Dora.
Mis prejuicios, que todos tenemos, se disiparon ese día y reforzó mi idea tomada de aquella frase que dice: “”Hay una historia detrás de cada persona. Hay una razón por la cual son como son. Piensa en eso antes de juzgar”.

Pedro Espinoza durante un Concurso de Oratoria en la UNE.
SOBRE LA DROGA
Sobre este punto, la droga, solo me queda analizar varias opciones para justificar lo acontecido:
      1. La droga ha sido colocada  “ex profeso” en la casa para que “no se pueda solicitar medidas alternativas a la prisión”. (La Ley 1340 no permite medidas alternativas)
      2. Los panfletos del EPP y los CD, tiene el objetivo de “conectar a Dora con el grupo criminal”, quienes, supuestamente, trafican con droga. (Los modelos de panfletos y canciones guerrilleras, se encuentran en internet, y cualquiera puede montarlos con una computadora). (Muchos periodistas, poseen videos del EPP, que fueron difundidos por las propias fuerzas de seguridad).
      3.  Si había droga en el patio, y era conocido por los propietarios, no hubieran dejado que se ingrese. (Sin embargo, siempre estuvieron abiertos a la investigación, y Pedro confesó que “en muchas ocasiones, dejaba el portón abierto sin candado, mientras salía a trabajar”)
      4.   Si el motivo era tan sólo la cuestión ideológica, no es argumento legal para meterlos a prisión, la droga sí. (La constitución garantiza la libertad de asociación y de pensamiento)
      5.  La droga, fue “plantada” por las fuerzas de seguridad, con el fin de cerrar el año con “alguna captura importante al narcotráfico y el EPP”. (Hay casos evidentes y conocidos públicamente, sobre trabajos internos de la policía, para involucrar a personas con drogas, con el fin de extorsionarlos o perjudicarlos).
Por el momento me quedo con estas 5 opciones. Aunque varias fuentes han aportado pistas para determinar el objetivo final de este "procedimiento absurdo".

Pedro y su hijo, durante el concurso de Oratoria.
CONCLUSION
En primer lugar, no creo que Pedro necesite de traficar con estupefaciente para  sentirse realizado como persona, no es un tipo de ostentación y muy por el contrario, es generoso incluso cuando aprieta el zapato. La casa que tiene, según él mismo nos contó, es fruto de su trabajo como periodista en las mejores épocas de Radio Parque.
Pienso que un docente calificado, profesional del periodismo, estudiante de Maestría en Ciencias Sociales con énfasis en Ciencias Políticas y un activo militante del Partido Comunista y por sobre todo, una persona solidaria con gente humilde no necesita ganar dinero con droga.
Pedro y Dora, son “victimas de alguien” que los quiere ver fuera del juego político y más aún de la crítica social. Es una “Operación encubierta”, donde se busca encontrar nexos entre Dora y sus hermanos que militan en el EPP.
La droga es la excusa para meterlos preso y de paso generar un efecto mediático, con el fin de “dejar bien parados a la Policía y el Nuevo Ministro del Interior”.
La práctica es típica de la policía nacional, que nunca dejó de practicar el “sistema stronista de plantar pruebas” e incluso “alterar pruebas” para incriminar a las personas.
La sociedad está tan “ciega, sorda y muda”, que no comprende que este tipo de prácticas es la que permiten a las personas “robar al estado, millones de dólares, malversando fondos” y luego terminan impunes, porque pueden “torcer la voluntad de jueces y fiscales” para su beneficio.
Si hay algo que debemos hacer como sociedad, es la de comprender que “una vez en el poder, el delincuente, usa la ley a su favor y perjudica a los que ella (la ley) debe de proteger”.
Finalmente, les dejo esta frase de Bertolt Brecht, que siempre recuerdo, porque a todos puede alcanzarnos las injusticias de los poderes fácticos.

"Primero vinieron a buscar a los comunistas y no dije nada porque yo no era comunista.
Luego vinieron por los judíos y no dije nada porque yo no era judío.
Luego vinieron por los sindicalistas y no dije nada porque yo no era sindicalista.
Luego vinieron por los católicos y no dije nada porque yo era protestante.
Luego vinieron por mí pero, para entonces, ya no quedaba nadie que dijera nada".